Espacio Político

13 de agosto de 2020

Por Miguel Ángel Meléndez Nava

LOS GOBIERNOS NO PUEDEN JUGAR CON LA VIDA DE LA CIUDADANIA.    

Año 2021, un año de muchos retos, de sorpresas y de muchos desafíos, principalmente para el sector salud, ya que según los científicos y estudiosos de la salud, para los primeros meses del próximo año,  la humanidad ya tendrá una vacuna para que las personas sean inmunes al Coronavirus, enfermedad declarada una pandemia mundial  por la OMS, y que hasta el momento ha dejado millones de personas infectadas y miles de personas muertas en casi todo el mundo.

Nuestro país no ha sido la excepción, ya que por  diferentes circunstancias, cada día el número de infectados y muertes va en ascenso, las causas pueden ser muchas, pero creo que hay dos que son las principales; una es  porque muchos compatriotas hasta el momento siguen pensando que la enfermedad no existe, o es un invento, y no respetan las reglas del sector salud, muchos jóvenes y adultos piensan y creen  que son inmunes, que no se van a enfermar, de ahí que  hacen fiestas, van a los centros de diversión sin ninguna protección, van a los centros comerciales y mercados en familia, y una serie de actividades que no solo ponen en riesgo la salud y vida, de quienes no respetan las recomendaciones del sector salud, si no de familias enteras, ya que al contagiarse una persona se pueden contagiar muchas personas más, la segunda causa,  creo que ha sido culpa del gobierno federal y de la mayoría de gobiernos de los estados, ya que han antepuesto la situación económica del país y de sus estados, sobre la salud de millones de mexicanos, ¿Por qué digo esto?, porque ha sido un fracaso el manejo del semáforo con la invención de diferentes colores, cuando sabemos que un semáforo solo tiene tres colores, pero bueno el gobierno y López Gatell, ya inventaron un arcoíris de colores, que es lo de menos, lo que preocupa es que en el afán de ir queriendo llegar lo más pronto a una nueva normalidad, a la sociedad mexicana, se le está llevando al matadero, ¿Por qué digo esto?, porque por un lado los gobiernos cada semana levantan las restricciones, sin respetar la normalidad de los colores, lo que ha hecho que miles o millones de personas caigan en una irresponsabilidad, pensando que la pandemia ya pasó, situación totalmente errónea,  ya que si vemos las gráficas que diariamente presenta el sector salud en los diferentes medios de comunicación  nos damos cuenta que la curva no se aplana, sino lo contrario, sube.

Si bien, los diferentes órdenes de gobierno tanto de la  federación  como de  estados,  manejan  discursos  cantiflescos con el manejo de las estadísticas, ya que las  cifras  no van con la realidad que estamos viviendo, y un ejemplo claro es aquí en Tlaxcala, donde el Secretario de salud: Rene Lima  Morales , dice que todas las personas que solicitan se les realice la prueba del coronavirus, son atendidas con prontitud,  la realidad es otra, primero; los familiares o los enfermos tienen que   marcar  al 911, muchas veces,  no es contestada su llamada, segundo; si te canalizan al sector salud te dicen que el personal de salud  va a realizar la prueba  en  tres o cuatro días,  y una vez tomada la prueba otros tres o cuatro días para saber el resultado, lo que hace que si una persona está infectada por el coronavirus, la enfermedad avance con resultados que pueden ser funestos, esto sin contar que una vez que se confirma al paciente como positivo, el sector salud, no brinda los medicamentos del TNR4, porque según están agotados y eso lo dice el personal de salud, lo que echa abajo el discurso del gobierno del estado, que dice que tiene suficientes medicamentos para hacerle frente al coronavirus, ante esta realidad cada orden de gobierno del estado  debe asumir su responsabilidad, es importante entender que no se puede  jugar  con la vida,  con discursos demagógicos.

Al principio de mis comentarios  señalé que el 2021 va a ser un año de retos, sorpresas y desafíos para Tlaxcala, ¿Por qué va ser un año de retos? porque se ve difícil que el actual gobierno cumpla sus diez compromisos que inicialmente hizo a la sociedad tlaxcalteca,  ya que  a un año de que se termine la actual gestión gubernamental, se ve difícil   lograr   cambios  significativos  para el estado, ya que hasta el momento solo tres obras pueden ser  emblemáticas, aunque no muy  funcionales, el estadio Tlahuicole, una obra que no  quedó como inicialmente la presentaron, la remodelación de la autopista Apizaco-Tlaxcala, obra de  una gran inversión pero que  no es muy funcional, ya que hay tramos muy peligrosos y el hospital general que  va en un 50 por ciento, por lo que a un año de que  termine el actual gobierno se ve difícil que lo entreguen equipado y funcional, pues no hay que olvidar que es  el año de Hidalgo,  en cuanto a  las  sorpresas estas  se pueden  dar en el terreno   político electoral, ya que pueden llegar a ocupar posiciones políticas personas  poco conocidas, pero si muy preparados, en estos tiempos de pandemia  la nueva política de los procesos electorales ya no va ser de grandes concentraciones , de acarreos, de regalos de suvenir  o de compra de conciencias, hoy la política   va ser a través de la tecnología, ya no va haber improvisaciones o de candidatos que lleguen según por carisma, hoy la nueva normalidad va exigir gente preparada  profesionalmente, de ahí que los partidos y los grupos políticos ahora deben buscar perfiles de gente preparada, para que Tlaxcala, sus municipios , sus distritos y sus comunidades, salgan del atraso en el que hoy se encuentran.

Comentarios